' Sandra Sotelo, periodista

EN LA MUESTRA PARTICIPAN TRES DE LAS BODEGAS MÁS IMPORTANTES DE MANACOR

El vino de autor

  • Los bodegueros reclaman ayuda institucional para la difusión de sus productos
  • Alemania es uno de los mayores compradores de vino balear
Edificios de pisos ubicados en el centro de Dublín. (Foto: D. Martínez Moll)

Diversidad de los vinos mallorquines

El Mundo - Palma de Mallorca - 27 de Marzo de 2005
SANDRA SOTELO

PALMA DE MALLORCA.- El viernes 3 de junio, a las 20:15 hs, tendrá lugar, en la Torre dels Enagistes, una cata de vinos de Manacor. En la misma participaran las bodegas Pere Seda S.L, Vins Toni Gelabert y Vins Miquel Gelabert, quienes ofrecen la posibilidad de degustar más de treinta vinos diferentes. Una cantidad que permite distinguir al vino de esta comarca por su diversidad, innovación y calidad.

Se trata de tres bodegas con carácter propio, pero que comparten, no sólo la afición por el vino sino el trabajo diario y difícil de mantener viva la tradición vinícola de Manacor. En este sentido, el Ayuntamiento a ejercido una gran influencia al participar directamente en la organización de este evento. Uno de los máximos responsables, Antoni Sureda Fons, delegado de agricultura, define de la siguiente manera su posición frente a este tema: "Soy de los que piensa que tenemos que querer lo nuestro, y si, además, lo nuestro es lo mejor o es bueno y puede competir con cualquier mercado nacional o internacional como han demostrado, me parece una falta grave que en Manacor no conozcamos nuestros vinos. Por eso hemos decidido organizar esta muestra".

El objetivo es ofrecer un producto con personalidad propia


Por su parte, los bodegueros continúan enfatizando la importancia de generar un canal de difusión que les permita mostrar su producto a diferentes escalas, así como la necesidad de ocupar un espacio dentro del ámbito de la hostelería balear. Miquel Gelabert, propietario de una bodega cuya antigüedad es de casi veinte años y que produce actualmente vinos que han sido premiados en diferentes certámenes, analiza esta situación: "Un hotelero tiene vino mallorquín porque se lo pide el cliente, lo mismo ha pasado en los últimos diez años con la restauración. Antes los restaurantes tenían algún vino mallorquín al final de la carta, a diferencia de otras zonas de España. Pues aquí es al revés, parece que lo de fuera siempre es mejor. Ha sido consecuencia de la insistencia del cliente lo que ha ido cambiando las cosas. Pero en hostelería es muy complicado porque, además, allí ya no tenemos ayuda institucional".

Antoni Gelabert, también se dedica al negocio del vino y comparte la opinión de su hermano Miquel, "Las grandes bodegas pueden hacer campañas publicitarias, las pequeñas no tenemos presupuesto para ello. La alternativa es esforzarse mucho para sacar un producto de calidad, para que sea el mismo cliente quien, de boca en boca, lo dé a conocer".

[foto de la noticia]

Bodegas Pere Seda

La bodega Vins Toni Gelabert tiene una producción de 25.000 botellas al año, de las cuales un 80 % se distribuye en las islas, un 10% en las zonas de Valencia y Barcelona y el 10 % restante en Alemania. País éste donde es muy apreciada la producción vitivinícola balear.

Pere Reus Jaume es quien representa a una de las bodegas más antiguas de la isla, Pere Seda S.L., fundada en 1896 como empresa familiar. Hoy es la quinta generación la que se hace cargo de la misma. Con más de cien hectáreas de viñedos, treinta propias, situadas entre los términos municipales de Felanitx y Manacor, y una producción que supera las 700.000 unidades al año, puede moverse con mayor agilidad en el mercado. Actualmente, elabora y comercializa vinos jóvenes, de crianza y también el vino de aguja natural.

Por primera vez estas tres empresas se reúnen para presentar juntas sus productos en un excelente escenario como es la Fira, un portal abierto a todo el público. Un manera de dinamizar la vinculación con el mercado, añadiendo las nuevas tendencias en vino, con un sólo objetivo: ofrecer un producto con personalidad propia ajeno a la estandarización que hoy protagonizan las grandes denominaciones de origen español.

El Mundo - Palma de Mallorca - 27 de Marzo de 2005
Designed by David Martinez Moll